Bienvenido a re-orientation! Esperamos que encuentres lo que buscas

El paso de CIF a NIF, más que un cambio de denominación

El Código de identificación fiscal (CIF) fue desde 1975 y hasta 2008, el elemento fundamental utilizado en España para identificar de manera inequívoca a las personas jurídicas o entidades en general. Esto dejó de ser así el 1 de enero de 2008, con la entrada en vigor del Real Decreto 1065/2007, de 27 de julio, que define el uso del Número de Identificación Fiscal (NIF) para el mismo fin y deroga el anterior Decreto 2423/1975, de 25 de septiembre.

Pero no solo la denominación legal de CIF (Código de Identificación Fiscal) cambió por NIF (Número de Identificación Fiscal), sino que con la entrada en vigor de la Orden EHA/451/2008, del 20 de febrero, por la que se regula la composición del número de identificación fiscal de las personas jurídicas y entidades sin personalidad jurídica, se modificó la fórmula de asignación del mismo.

Este cambio es importante pues no se trata solo de un cambio de denominación, sino que conlleva una nueva fórmula de asignación que introduce numeraciones que nos pueden parecer extrañas pero que son perfectamente válidas.

Estos cambios deben ser tenidos en cuenta en todas aquellas aplicaciones que tengan validaciones estrictas asociadas al NIF, como las plataformas de facturación electrónica en general, que operan con este dato obligatorio en la factura y pueden no admitir las nuevas numeraciones permitidas.

Las imágenes siguientes resumen los principales cambios asociados al nuevo NIF, como varían el orden y significado de algunos dígitos, así como las nuevas claves asociadas a la letras en la primera posición.

Para más información: www.aeat.es, dentro del apartado "Empresas y profesionales", "NIF".

Diferencias entre CIF y nuevo NIF
Nueva estructura de claves NIF
Terminos Tecnología: